Código Procesal Penal, día 1

14 enero 2014, 7: 00
Audiencia. Dibujo: Santiago Amillano  (@Santiamillano)

Audiencia. Dibujo de Santiago Amillano para Fuera del Expediente (@Santiamillano, en twitter)

Llegó el momento ¿esperado?

A partir de ahora a contabilizar si se cumplen los pronósticos.

Todo lo que hemos escrito y publicado sobre el tema, aquí.

Etiquetas ,

Un comentario para Código Procesal Penal, día 1

  1. 14 enero 2014, 10: 13 para 10:13

    ¿SeráJusticia?
    En el blog «Fuera del expediente» del periodista Guillermo Berto, bajo el título «Los nuevos tiempos de la Justicia Penal: habrá audiencias que durarán minutos», leo «Cinco horas para hacer un juicio, dos horas para fijar la pena al imputado si lo declaran culpable y 45 minutos para decidir sobre una prisión preventiva. Son algunos de los plazos que se estima durarán algunos procesos con el nuevo Código Procesal Penal. Las instancias tomadas como ejemplo, con el antiguo proceso, llevaban varios días y se hacían por escrito. Además todo se hará en forma oral, casi sin papeles de por medio y sin delegación de tareas: jueces y juezas ya no tendrán secretarios que les redacten los proyectos de sentencia. El cálculo ‘a modo ilustrativo’ de lo que insumirán las audiencias figura en uno de los protocolos de actuación de la Oficina Judicial, pulmón y motor del nuevo Código».

    ¡Sorprendente! Qué rápido llega la vejez, qué lejos quedó el extinto maestro Julio Argentino Ruiz, expresidente del excelentísimo Tribunal Superior de Justicia de la provincia del Neuquén, que personalmente viajaba con su ropa austera a cambiar códigos nuevos por otros impecables aunque usados para llevarlos en mano a Juzgados de Paz del interior, que logró ahorros importantes en la administración con saldos relevantes a favor del Poder Judicial y que para administrar justicia creía suficientes los textos de ley y los jueces idóneos, honrados y con consideración por el justiciable, cara a cara dando a cada uno lo suyo.

    Hoy todo ha cambiado, una Justicia en la capital neuquina que se administrará por funcionarios y magistrados privilegiados en un inconcebible edificio inteligente con todo el confort, medios, recursos, que contrasta con la que se brinda en el interior neuquino –en especial en la circunscripción con sede en la ciudad de Zapala, con viejos edificios de bloques, con riesgo de derrumbe; antiguas e incómodas casas cuyo alquiler supera largamente el valor de mercado, y los trámites de Familia, Civil y Ejecutivo se acomodan en un vetusto galpón de venta de materiales– y la anárquica y desprolija en Cutral Co, Chos Malal y San Martín de los Andes.

    Ahora me topo con esta novedad de las actuaciones judiciales con tiempo fijo de duración. ¡Increíble! ¡Dos horas para fijar la pena del imputado si lo declaran culpable! No puedo entenderlo a pesar de que hago el esfuerzo. ¡Lo juro por mis hijos y nietos! y no lo entiendo porque la pena es una cosa muy seria para someterla a un tiempo determinado de decisión. Se requiere que sea la precisa sanción por el crimen cometido sin que interese el tiempo en que la decisión justa y final se concrete.

    Un desatino, como la pomposa Ciudad Judicial y el olvido de la Justicia del interior.

    Sí, es duro ponerse viejo y no olvidar la sensatez y las buenas cosas.

    Carta publicada en diario Rio Negro ON Line el 14/01/2014

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.